Restaurantes curiosos en Japón

restaurantes japon

En países como Japón, donde es difícil que te tomen el pelo en un restaurante, os recomiendo arriesgar a probar sitios raros y cosas nuevas. Partiendo de esta base, aquí van mis 5 propuestas de sitios “normales” donde comer en Japón. Es decir, es como si un japones se fuera a Sevilla e hiciera un post de un sitio donde te dan comida cuando sólo pides una bebida. Para nosotros es normal, pues para ellos (hablando de “ellos” como si fueran de otro planeta), los que os propongo, también:

Dim sums en Yokohama:

El barrio chino de Yokohama es la Chinatown más grande de todo Japón, y se llama en japonés Chukagai.
Se trata de una zona justa histórica, que comenzó a formarse cuando en 1859 el puerto de la ciudad se abrió al comercio con otros países, incluso con China.

Esta zona está llegando a ser mucho más una zona turística, y menos un barrio residencial, llena de tiendas y restaurantes de cocina china. Es difícil no caer en la tentación de comprar algún artículo curioso.

Allí es impresindible entrar en un restaurante a comer las empanadillas al vapor típicas de China. ¿Y por qué ir a Japón a comer comida China? Pues porque ahí he comido los mejores dim sums del mundo mundial. No os puedo decir dónde los comí exactamente. Sólo recuerdo que había un obrador en la puerta donde a través de un cristal podías ver cómo los preparaban. El menú sólo estaba en japonés y chino, así que pedí por las fotos. ¡Lo normal cuando eres güiri!

La calle de los yakitoris

No sé el nombre en japonés de esta calle (empezamos bien), pero no es difícil de encontrar.

El yakitori es un tipo de brocheta de pollo japonesa, también conocida como kushiyaki, así que ya sabéis de qué va esta calle, no? Realmente no es sólo una calle, son dos paralelas muy pequeñas y juntitas. Se encuentran al lado de la estación de Shinjuku, allí hay que cruzar por debajo del puente las vías del tren (avanzar un poco por la izquierda y vereis un puesto de “fumadores” y unas escaleras para pasar por debajo de las vías) enseguida reconoceréis “la calle de los yakitoris” por su cartel verde.

No espereis glamour. Son calles estrechas, húmedas, pequeñas, cutres… muy al estilo de Blade Runner. Y no toda la carne es “de pollo”. Hay corazones, crestas, piel, cartílago, hígado.. y verduras que nunca has visto en tu vida.

Arriesgad. No hay (mucho) peligro. En hora punta los mejores bares están llenos así que memorizad dónde queréis volver, porque seguro que volveréis. Os recomiendo un sitio sólo de sirven fideos (noodles) y no tienen fotos ni el menú en inglés. Dejaros aconsejar y memorizad esto: “Karai des ka?”. Significa “¿esto pica?” y os prometo que va a ser la frase más útil que aprendáis. Su picante no tiene nada que ver con nuestro picante. Su estómago está hecho de hierro fundido de las garras de Lobezno.

Aquí tenéis un mapa con la entrada a la primera calle de los Yakitoris. A la izquierda tenéis la otra.
La lonja de pescado

Gracias a Pabroooo a Twitter se que la zona se llama Golden Gai (si, un nombre raruno!)

Mos Burger

En Europa y Estados Unidos comemos en el McDonalds. En Japón tienen McDonalds, claro, pero tienen su propia cadena de hamburguesas, el Mos Burger. En Japón es la segunda cadena de hamburgueserías detrás de McDonald’s.

Las siglas “MOS” hacen referencia a las palabras en inglés Mountain (montaña), Ocean (océano) y Sun (sol). Pero aunque el nombre es natural, la comida es la misma que hay en cualquier restaurante de comida rápida aunque servida más lentamente. ¿Por qué? Pues porque la hamburguesa solamente se prepara cuando el cliente hace el pedido. No tienen montones de hamburguesas apiladas en un calefactor, sino que se hace al momento.

Hay hamburguesas diferentes: Teriyaki, de arroz, de pollo con especias asiáticas… no os compliquéis con cosas con gamas. Id a lo que conozcáis, porque aun así, va a ser rarísimo todo.

Maid Café en Akihabara

Queridos frikis y amantes de los bizarro, Japón es ese sitio donde todo puede ocurrir. Como por ejemplo ir a un restaurante donde te sirven chicas jóvenes y bonitas vestidas de criadas, que te hacen juegos de cartas, te dan conversación y son muy amables. Y no, no es nada “pornográfico” ni tampoco “sólo para hombres”. Son los Maid Café.

En un principio, los maid cafe surgieron para dar salida a las fantasías de los hombres otaku o fans del manga, el anime y los videojuegos, ya que la figura de la maid se popularizó bastante en esos medios. De hecho, de ahí surgió el término moe, que hace referencia a la atracción que generan los personajes jóvenes e inocentes de los manga y anime. Es por ello, que las chicas de los maid cafe son una representación de carne y hueso de ese moe, de ese fetichismo por esos personajes femeninos kawaii, inocentes y jóvenes.

La comida de los maid cafe suele ir decorada con algún dibujito como un corazón, un osito o un conejito. Así, añaden ese toque inocentón a todo.

¿Y van sólo hombres solos en busca de compañía femenina? Pues no. Yo fui con mi pareja, pero hay gente que va acompañada por grupos de amigos, frikis que van solos o mujeres que van solas.

A tener en cuenta que está prohibido tocar a las chicas, pedirles el teléfono o el email o cualquier dato de carácter personal y naturalmente seguirlas o acosarlas. Y mucho menos hacerles fotos… ya que se cobra a parte.

¡Y hasta aquí! Puedes leer artículos relacionados sobre Japón en este blog, o puedes aprender una frase imprescindible para visitar restaurantes:

‘おいしい’ <-- oishi! (¡delicioso!)

Share:

Discussions — One Response

  • sr.diox 24 julio 2015 on 11:09

    El museo del Ramen de Yokohama tambien es muy interesante (Y rico)
    🙂